T1 E8 Las ocho nobles prácticas

Empecé con gusto las lectura de ThoreauTolstoi hasta que se lo perdí (el gusto). Había que masticar demasiado un lenguaje de otro tiempo adornado hasta el exceso y como literatura no falta en casa, lo que he hecho es cambiar de autores, aunque no del todo la temática.

En primer lugar he desempolvado algunos libros sobre aventuras en el Himalaya y el Karakorum a los que me aficioné cuando estudiaba en Indiana State. El viaje que llevó a Michel Peissel por Bhutan que empecé a leer pero nunca llegué a finalizar; las dramáticas peripecias de Herman Buhl y Reinhold Messner en el Nanga Parbat, éste último junto a Peter Habeler en el Everest, Maurice Herzog en el Annapurna, Achille Compagnoni y Lino Lacedelli en el K2…

Lo de “temática parecida” en cuanto a esos momentos que da la montaña de retiro y soledad. Poco más, claro.

Algo más cercana en cuanto a temática es un viejo libro sobre el budismo que regalaba el Indianapolis Star en alguna vieja edición dominical y que, con el confinamiento, me he decidido a abrir por primera vez.

Supongo que una cosa lleva a la otra y releer las aventuras de mis viejos amigos por las montañas que circundan Tíbet y Nepal han despertado en mí una mayor curiosidad por entender la religión y las costumbres de sus gentes.

Habitualmente solemos identificar la religión con la creencia en algún Dios. Yo el primero. Pensaba que en el budismo Buda era ese Dios, pero no. No hay Dios. Una religión, una filosofía, una manera de ver el mundo, una psicoterapia,… qué importa.

Según mi edición gratuita de introducción al budismo, Buda Gautama, originalmente llamado Siddharta Gautama, nos dice que queremos alcanzar la felicidad mediante situaciones y bienes materiales que no son permanentes y, por tanto, nunca logramos la verdadera felicidad. Lo bueno es que podemos liberar ese infinito ciclo logrando el estado de Nirvana (espiritualidad) mediante el Camino de las Ocho Nobles Prácticas.

Apasionante.

De este confinamiento por la emergencia nuclear salgo con la cabeza rapada y una kasaya color azafrán.

Mucha información que procesar para un tipo que se dedica a las ventas. ¿Podré aplicar las Ocho nobles prácticas a la venta?


nota de redacción

El confinamiento y las lecturas budistas llevaron a Warren Wallace a dejar de escribir sus peripecias en el mundo de las ventas para buscar la iluminación.

En cualquier caso, el equipo de redactores sigue buscando manuscritos de Warren para retomar la primera temporada o empezar una segunda. Es desconcertante, a la vez que apasionante.

El giro de guión dado en este punto es tan increíble que lo mata en sí mismo. Entre sus cosas, de momento solo ha aparecido una fotografía suya junto al Dalai Lama.

¿Encontraremos más textos de Warren? ¿Volveremos con una segunda temporada contando una vida apartada en las afueras de Lhasa? Quizá ya nunca lo sepamos.

Om Mani Padme Hum

W.W.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: